Fiat Punto EVO 1.6 Multijet 120 CV | Auto Sprint

Auto Sprint

Fiat Punto Evo

Lo último en vehículos compactos de Fiat supone un aumento importante de calidad con respecto a modelos anteriores. El Punto EVO representa una evolución sobre todo en calidad percibida en el interior, con un importante equipamiento de serie muy completo para su contenido precio y prestaciones garantizadas por un elástico motor Diésel con tecnología Multijet ideal para hacer muchos kilómetros con un punto de deportividad sin olvidar la eficiencia que otorgan al función Start & Stop y el filtro de partículas DPF que incluye.

Por: David Herranz

El nuevo Punto EVO ha nacido con la intención de acabar con la leyenda de mala calidad de Fiat en el segmento de los vehículos compactos. La marca transalpina ha parecido aprender de los errores realizados con coches anteriores y ha introducido en el Punto EVO todo aquello que fue criticado en su día.

Por fuera pocos cambios, El ADN de la marca es perfectamente reconocible y conserva intacto su carácter italiano, si acaso incluye formas más redondeadas en su perfil. Lo que si es verdaderamente importante es el aumento de la longitud hasta los 4 metros y seis centímetros. Esta decisión da margen para que la deformación de la carrocería sea más inteligente en caso de impacto y también redunda en un mayor espacio interior, el aspecto que más se ha mimado en esta versión. El Punto EVO con estos números sigue siendo uno de los más grandes del segmento B.

Por dentro es donde realmente se ve el trabajo de los ingenieros en esta nueva creación. Siguen existiendo materiales plásticos, pero su calidad es notablemente superior y la configuración de los instrumentos es mucho más adecuada. Destaca con luz propia el navegador Tom Tom con Blue & Me incluido de serie y la reducción drástica del ruido, menos en esta versión Diésel, pero realmente percibido.

En cuanto a las prestaciones del 1.6 Multijet de 120 CV es una opción perfecta para los que realicen una gran cantidad de kilómetros al año y no quieran disfrutar de un puntito de nervio en su rutina diaria. El motor empuja bien desde bajos, aunque sin volvernos locos, y su consumo medio ronda los 6 litros a los 100 gracias a funciones como el ya extendido Start & Stop o el filtro de partículas DPF incluido.

En cuanto a la dinámica la dirección asistida sigue siendo bastante blanda, cuestión de acostumbrarse, y la postura de conducción es cómoda, en la línea de Fiat, ligeramente elevada. Un tirón de orejas aquí es la no inclusión de serie del sistema ESP. Con él incorporado el coche es muy preciso y se le puede exigir bastante sin llegar a tener problemas de control. Sin él incorporado es otro cantar.

El resto del equipamiento de serie radica en 7 airbags incorporados y radio CD con MP3, vital en el segmento para el público joven. Luego hay un sinfín de personalizaciones disponibles, 10 tipos de llantas -hasta de 17″-y vinilos especiales en el techo entre otros, pero eso ya son opciones habituales dentro de la marca.

Fiat se considera una buena marca respecto a la relación calidad/precio. Lo cierto es que en este caso ofrecen algo más de calidad por un precio similar. Esta versión cuesta 18.400 euros en versión 3 puertas y 18.900 en la de 5, una apuesta de las más interesantes para el segmento compacto el presente año sobre todo si vas a realizar muchos kilómetros.