Toyota Avensis | Auto Sprint

Auto Sprint

Toyota Avensis

La marca japonesa Toyota renueva su berlina familiar Avensis con una versión especialmente respetuosa con el medio ambiente. El Toyota Avensis 2.2 D-CAT de 150 caballos de potencia se diferencia del resto de versiones por su dispositivo descontaminante que reduce las emisiones de óxido de nitrógeno en la combustión del motor. Además su competitivo cambio automático Autodrive S permite una comodidad en la marcha superior a otros cambio automáticos, con posibilidad de adaptar su comportamiento y con apenas pérdidas de par de motor.

Por: Dept. Redacción

El mercado de vehículos con cambio automático tiene en el Avensis 2.2 D-CAT un representante muy digno para el segmento de las berlinas familiares. El propulsor ecológico de 150 caballos se asocia a una caja de cambios apodada Autodrive S que incorpora levas al volante para un acabado más deportivo y que multiplica las posibilidades de diversión.

La combinación de potencia, características ecológicas (el 2.2 D-CAT emite menos óxido de nitrógeno que sus hermanos convencionales) y cambio adaptativo hacen de este Avensis un modelo muy versátil en cualquier régimen. Hablamos de cambio adaptativo por la función Sport que incluye, que permite un régimen más apto para sacar todo el jugo a las seis relaciones del cambio. También incluye el sistema AI Shift, un dispositivo inteligente que calcula la marcha más adecuada según el tipo de vía y circunstancia. Además, permite el bloqueo de las marchas según se requiera y a través de la iluminación del botón Eco el coche avisa si la conducción está siendo eficiente o no.

Los 150 caballos de potencia combinados con el cambio Autodrive S ofrecen una respuesta muy decente para ser un cambio automático, con una respuesta muy rápida subiendo y bajando marchas, y con apenas pérdidas de par, por lo que la marcha es muy fluida y se aleja de los tirones característicos de otros modelos.

La suspensión es independiente, de tipo Mc Pherson en las ruedas delanteras y de doble triángulo en las traseras. Las barras estabilizadoras son más rígidas que antes, un 35% la delantera y un 20% la trasera. Se complementan bien con el control de estabilidad incluido de serie, que modifica la trayectoria ligeramente si detecta que la trazada no es la adecuada.

Hablando ya en términos más generales el Avensis de cuatro puertas mide 4.695 mm de largo, 1.810 mm de ancho y 1.480 mm de alto. La batalla se mantiene en los 2.700 mm del Avensis anterior. Las vías también aumentan, 30 mm la delantera y 45 mm la trasera.

El atractivo diseño del Avensis se refleja en su coeficiente aerodinámico, apenas un 0,28, superior a la mayoría de vehículos de sus características. Aunque no está reñido con el espacio ni el confort, ya que el maletero dispone de 509 litros de capacidad, suficientes para toda la familia. Unido a la conseguida comodidad de marcha que proporciona el cambio automático es una buena alternativa para los que quieran un competitivo de fácil disfrute y aprovechamiento.

Más información en la web de la marca.