26º Auto Retro Barcelona | Auto Sprint

Auto Sprint

26 Auto Retro Barcelona

Los principales reclamos de la vigésimosexta edición del Auto Retro de Barcelona son el primer Mini, con matrícula 621 AOK, fabricado en año 59 y el Mini Cooper S que ganó el Rallye de Montecarlo en 1964. Una estupenda forma de conmemorar el 50 aniversario de la marca británica. También destaca el stand de Bonhams, empresa encargada de subastar vehículos antiguos, la cuál expone 16 modelos de una colección privada a pocas fechas de su subasta en el Retromobile de París. El salón cierra sus puertas el martes 8 de diciembre.

Por: David Herranz

Los amantes de los coches y motocicletas de colección están de enhorabuena. El certamen Auto Retro de Barcelona dedicado al mercado de los vehículos de coleccionista conmemorará en su vigésimosexta edición el cincuentenario del popular .

El primer Mini ‘parido’ por la fábrica británica de Longbrigde en 1959 es la estrella de los vehículos presentes en la exposición. Junto a él, otra pieza mítica para el recuerdo, el Mini Cooper S que consiguió la proeza de ganar el Rallye de Montecarlo en 1964. De esta manera el certamen pretende hacer un homenaje al popular modelo de la BMC. Redondeará el festejo la presencia del irlandés Paddy Hopkirk, que pilotó el Mini Cooper S por las carreteras heladas monegascas en ese año 64.

Paddy Hopkirk y los organizadores de Auto Retro

Paddy Hopkirk y los organizadores de Auto Retro

Para los coleccionistas más avezados la firma Bonhams expondrá 16 vehículos que serán subastados en breve en el salón Retromobile de París. Una delicia redondeada con modelos tan característicos como los Hurtan Albaycín y Grand Albaycín. Más de 300 stands con coches motos, aviones y barcos de época o con estética retro.

El palacio número 2 y la Plaza Universo del recinto de Montjuïc de Fira de Barcelona son los lugares a los que hay que acudir para ver esta exposición, la más importante del sector en España y cuyo carácter internacional está cada año más marcado. No es algo que se consigue con facilidad. Para Fermín Sule, creador y presidente de Auto Retro Barcelona, «una vez hemos pasado la 25ª edición podría parecer que todo es más fácil, pero eso no es así y nuestro trabajo no cesa. Nos estamos esforzando para ofrecer en cada edición las suficientes novedades para que el visitante pueda comprobar la evolución histórica del automóvil».  Esfuerzos que se observan en detalles como la congelación de precios para los expositores desde 2007 en consonancia con las dificultades económicas que azota todo el sector.

Auto Retro Barcelona abre hasta el día 8 de diciembre sus puertas, con un precio de 15 euros para los adultos, 5 para los niños entre 7 y 14 que vayan acompañados por un adulto y gratis para los menores de 7 años.