Opel Insignia Turbo V6 4×4 Sport | Auto Sprint

Auto Sprint

Opel Insignia V6

Opel se lanza a conquistar una porción del segmento de berlinas de lujo con el Opel Insignia de motorización V6 tracción integral a las cuatro ruedas. Esta versión del Insignia ofrece la potencia obvia que otorgan 260 CV, pero sobre todo un gran confort de marcha por el 4×4 incorporado. Una buena apuesta de la marca alemana que, sin embargo, cuenta con algunos defectos que impiden colocarlo en lo más alto del escalafón. En cualquier caso sus bien disimulados 4,83 metros de longitud y contundente comportamiento acorta la distancia entre Opel y las altas marcas.

Por: Dept. Redacción

El Insignia nació para sustituir al modelo Vectra y así potenciar la imagen de la marca alemana en el segmento C y D de berlinas. El mayor símbolo de ese deseo es la versión con motor Turbo V6 de 260 CV y tracción integral incluida, la cual garantiza una prestancia y comodidad de marcha que le convierten en todo un tragakilómetros.

El diseño del Opel Insignia destaca por sus formas redondeadas desde las líneas del techo, algo que disimula en cierta forma un coche muy largo, 4,83 metros de longitud. Se nota que el Insignia viene de una larga tradición de berlinas, recordando vagamente a aquel Calibra de los años 90 que tanto gustó en su momento. Un diseño bastante que aúna en el esfuerzo de las marcas por diferenciarse en un mercado sobresaturado de ofertas. Tampoco se ha querido desdeñar la versatilidad, contando con un buen maletero de 500 litros de capacidad.

Por dentro la sobriedad y los materiales de alta calidad son los aspectos más destacables del modelo, con una total personalización de la postura de conducción y unos asientos deportivos envolventes y muy cómodos. El debe del interior es que la forma del techo repercute negativamente en la altura de las plazas traseras, que si bien tienen un buen espacio para las piernas harán que las personas de cierta altura toquen con el techo según se coloquen en el vehículo.

En cuanto a las prestaciones el motor Turbo V6 de 260 CV y 350 Nm de motor empuja mucho, pero es bastante tranquilo para las cifras que ostenta. El coche alcanza los 250 km/h de punta y si se exprime a fondo el cambio manual de 6 velocidades se puede acelerar de 0 a 100 en menos de 7 segundos. Sin embargo, el apelativo Sport que acompaña al modelo no se encuentra totalmente reflejado en las sensaciones al volante. El motor es robusto y muy eficaz pero se echa en falta una dosis de agresividad aún activando el botón sport que lleva incorporado.

Lo que si que está completamente cuadrado es el comportamiento de la tracción 4×4. Poco importa que llevemos al límite las prestaciones de este Insignia. El chasis apenas se mueve en las curvas y la conducción es muy precisa en todo momento, sin extraños de ningún tipo. Parece que Opel quiere destinar esta versión a un público que gusta de potentes berlinas, pero que ante todo busquen el confort de marcha. Y que tengan posibles ya que el motor V6 eleva su consumo medio homologado a los 11 litros, bastante elevado a pesar de las prestaciones.

En cuanto a seguridad es un vehículo cinco estrellas EuroNCAP, sobre todo por sus sistemas de seguridad activa, entre los que se encuentran frenos ABS con EBD y frenada de emergencia, control de estabilidad ESP. Aunque lo que lo hace subir enteros en este apartado vuelve a ser el gran comportamiento de la tracción integral.

Esta versión del Opel Insignia es ideal para aquellos que busquen algo más que las berlinas convencionales sin elevar excesivamente el precio del conjunto, ya que se puede conseguir por poco más de 30.000 euros si nos aprovechamos de los descuentos de la casa alemana.

Más información sobre el Opel Insignia

Más información en la web de Opel.