IBE Concept, el prototipo eléctrico de Seat | Auto Sprint

Auto Sprint

seat-ibe-concept_00

Seat se estrena en el mundo de los prototipos por propulsión eléctrica con el IBE Concept, un coupé compacto con estética deportiva que cuenta con un propulsor cero emisiones de 102 CV. El novedoso diseño del IBE será el eje central del ADN de la próxima generación de la marca española, además de seguir la línea ecológica de la gama Ecomotive. Las prestaciones del nuevo prototipo son suficientes para moverse con soltura por la ciudad, sorprendiendo sus reducidas dimensiones y peso total.

Por: Dept. Redacción

sigue destacándose por ser una de las marcas que más está renovando su gama de vehículos a medio plazo. Lo último de la marca española es el prototipo eléctrico IBE Concept, que se presentó en el Salón de Ginebra.

El IBE Concept enlaza la experiencia de la marca en coupés deportivos con el futuro próximo gracias a un diseño muy compacto y el motor eléctrico de 102 CV que lleva incorporado. A simple vista el IBE destaca por sus reducidas dimensiones, muestra de que la viabilidad de los coches eléctricos va encaminada de momento al ámbito urbano. Mide 3,78 metros de largo, 25 centímetros menos que el Ibiza. Por contra sus 1,8 metros de anchura y 1,22 metros de altura hacen del conjunto un vehículo con una apariencia muy deportiva y musculosa. Destaca la configuración de las ópticas LED, muy futurista, y la limpieza sin adornos en el acabado del capó (muy plano) y los pasos de rueda, que albergan bonitas llantas de 19 pulgadas.  El reducido tamaño del motor ha influido notablemente en su diseño, permitiendo un peso final muy reducido, 1.000 kilos.

El conjunto dinámico consta dele mencionado motor eléctrico central de 102 CV asociado a una batería de ion-litio de 18 kilovatios situada en la parte trasera. La velocidad máxima que permite está propulsor es 160 km/h y una aceleración de 0 a 100 menor de 10 segundos, suficiente para circular en ámbitos metropolitanos. La autonomía es similar a las propuestas de otras marcas, por lo que tiene que ser recargada diariamente si se ha hecho un clásico viaje de ida y vuelta al trabajo. Ese sigue siendo el gran handicap de los coches eléctricos, amen de lo caro de su compra.

Otra importante del IBE Concept es la utilización de la tecnología Car-to-X. Consiste en la conexión del coche a una futura red de información que conectará al parqué automovilístico entre sí y con diferentes entidades encargadas de la seguridad vial. Funcionará como una especie de intranet con la cual se podrán intercambiar datos relativos al estado del tráfico, posibles emergencias, etc.

El siguiente proyecto de Seat en cuanto a vehículos ecológicos es el Seat León Twin Drive Ecomotive, un León híbrido capaz de moverse en ciudad exclusivamente con las baterías eléctricas y acudir a las prestaciones del motor térmico para trayectos en la carretera. De esta forma Seat pone nombres y apellidos a la apuesta de la administración española de estar a la cabeza en la cuanto a la implantación del coche eléctrico en Europa. En principio a medio plazo ya que el León Twin Drive no llegará a los concesionarios hasta el 2014 y el IBE es una muestra de lo que puede ser la producción en serie, pero todavía no existe un proyecto concreto.